Estuco de Cal

Tecnica Estuco Marmol
28 mayo, 2017
estuco al alcohol
Tecnicas de Imitacion Marmol
10 julio, 2017
Mostrar todo

Estuco de Cal

Estuco de Cal

 Introducción

Este manual que pretendo escribir y publicar en nuestra Web le dirijo a todos profesionales y amantes del Estuco a  la Cal.

Explicare con  detalle las técnicas que conozco explicando paso a paso  el proceso de cada una de ellas. Relatare las cualidades y ventajas del estuco de cal sobre todos los demás morteros.

Quiero que sea un lenguaje dirigido a colegas de oficio o afición como si estuviéramos hablando entre nosotros de cómo se hacen o deberían hacer las cosas en este olvidado oficio.

No voy hacer literatura, solo explicar con términos sencillos, sin utilizar términos complejos (al menos así intentare), cuando sea inevitable por formación, hare la oportuna explicación.

Todo que aquí se escriba tiene la observación de la experiencia, no es teoría de oídas, no más que la práctica de estas conclusiones que aquí relato. Siempre reconociendo que la teoría es formación, sin formación no hay conclusión, imprescindible.

Tengo documentaciones diversas, de las cuales saco fórmulas de composición de la cal, pigmentos y otros. Estas documentaciones relatan este arte por encima, en cuatro palabras sin adentrarse en la práctica que es de más interés para nosotros.

Soy consciente de que hay muchas formas de llegar a un fin, que lo que aquí se explica  no es dogma incluso me gustaría tener correcciones de otros profesionales que quieran colaborar y aportar sus experiencias, todos días tenemos que aprender algo nuevo.

Este oficio bien aprendido le tienen pocas personas en España, bien se guardan estas pocas de que así sea, da para vivir con holgura si se trabaja honestamente, no requiere grandes inversiones en taller, la herramienta como veremos es sencilla, de poca costa, aunque en algunos casos algo difícil de encontrar.

El estuco de cal es un mortero natural, es más popular que el estuco de mármol yeso, es más versátil  ya que se puede aplicar tanto en interiores como en exteriores, siendo más resistente a la humedad y florescencias que puedan desprender los paramentos donde se aplica.

Este tipo de estuco se aplica desde milenios, siendo utilizado para todo tipo de decoraciones, desde  imitaciones a jaspes en palacios, a un simple estucado fratasado en la casa más humilde.

El estucado de cal tiene muchas variedades de acabado, pudiendo hacer desde un rustico estucado labrado a un fino estucado con pinturas al fresco,  pasando por una fina y brillante imitación a mármol con la técnica de planchado en caliente, todos con gran colorido cromático.

Hoy en día se está poniendo de moda falsos estucos,  más que estucos son pinturas, como tal se comportan en los paramentos. Estas pinturas sintéticas siliconadas se deberían denominar pinturas con efecto a estuco. En lo único que se parece al estuco de cal o yeso  mármol  es en el precio que se cobra, injustamente en relación  coste de material  como alto rendimiento de mano de obra. Esto sin contar con los resultados, cambian de color, amarillean, no transpiran, dejan casi inservible las paredes para otras pinturas, etc. Y sobre todo el usuario se cansa de ver estas burdas imitaciones, cosa que no sucederá jamás con un estuco natural. No es lo mismo una joya de oro que bañada de oro.

Comenzare con un poco de historia de la cal y sus usos para que vean que este antiguo método funciona, que nuestros antepasados sabían lo que hacían y lo hacían bien. Hay que recuperar la idea del trabajo bien hecho, en conciencia como si trabajáramos sobre nuestras propiedades, “hacer mal las obras es de ricos, que las pueden pagar dos veces”.

01 – Historia

La Cal, conocida su utilidad desde las épocas más antiguas conocidas, de las que se conservan algunos ejemplos de sus usos. Destinada a la consolidación y decoración de todo tipo de construcción, encontrando verdaderas obras de arte en este material.

En  la época de los egipcios, la encontramos en las tumbas de los faraones de más de 8ooo años de antigüedad, usando pintura al fresco para los jeroglíficos, que se representaban en el mortero enlucido de las paredes. También la podemos encontrar  en el rejuntado de las piedras que forman las pirámides y en canalizaciones mezclada con arcilla.

También se han encontrado  restos de cal en la ciudad de Jericó (Cisjordania, Palestina) con 10000 años de antigüedad, en recientes descubrimientos de los asentamientos originarios de la ciudad.

La usaron en Mesopotamia en combinación con el barro como revestimiento de paredes de templos, canalizaciones de agua, baños, aljibes, tumbas o viviendas, conservando aun una consolidación que seguro que no veremos en los modernos conglomerantes.

También la usaron en la Capadocia, (Anatolia, Turquía)  la utilizaron  para revestimientos y   frescos (aquí se encontró el fresco más antiguo conocido, de 8200 años de antigüedad). Los hititas usaban la cal  para  revestir el interior de las cuevas donde vivían, consolidando así los pequeños desprendimientos sin perder la cualidad de transpiración necesaria para la cueva.

Serian los griegos los que la utilizaron de forma masiva para todas las edificaciones, la alimentación, medicina, agricultura o para la guerra (fuego griego). La usaron para el asentamiento de piedras de sillería en juntas, aun sin ser necesaria para su consolidación, por la  función  higroscópica que permitía la ventilación de la piedra, tanto para absorber humedad como para liberarla. También la usaron para revestir paredes con morteros y frescos de variados coloridos, en cimentaciones mezcladas con cascajo, en baños, aljibes y canalizaciones.

En la antigua Roma, siempre siguiendo las técnicas empleadas por  los griegos se utilizo con los mismos fines. Hoy día se conservan muchos edificios o parte de ellos en que la cal era el conglomerante principal. Vitrubio en su tratado “Los Diez Libros de Arquitectura” detalla cómo y porque  se utiliza la cal, y donde se documenta por primera vez el uso de la palabra Estuco cuando trata el tema de las siete pieles del edificio. Pompeya será el mejor ejemplo de cómo se hacían los estucados en paredes con pinturas al fresco en esa época. Aquí es donde estas páginas querían llegar y lo cual tratan.

Los árabes también la usaron de igual forma, mas la utilización por excelencia y en particular en sus decoraciones que tanta admiración nos causa. Fueron estos los primeros que empezaron a mezclar con yeso, bien para dar docilidad a la talla de sus decoraciones como para retardar los tiempos de fraguado. Utilizaron mucho la cal con polvo de arcilla cocida, sobre todo para obras hidráulicas de canalización y almacenaje de agua, como para obras hidráulicas en el agua. Pero la gran aportación del mundo árabe al arte es sin duda las hermosas decoraciones en las que ha intervenido de una forma u otra el mortero de cal. Refinaron mucho el uso, calibrando el árido de mármol en función de la técnica a emplear, las proporciones y finura de los acabados como puede ser el ejemplo de la Alhambra de Granada, la Mezquita de Córdoba etc. Los mozárabes (musulmanes cristianizados) continuaron con estas técnicas de las que dejaron buenos ejemplos como el Monasterio de las Huelgas (Burgos) Monasterio de Santa Clara de Tordesillas y toda obra mudéjar. En el Monasterio de Santa Clara de Tordesillas (Valladolid) hay un buen muestrario de técnicas de estucos, de gran interés para quien guste de este arte.

En  la parte del mundo cristiano, se hacían decoraciones interiores y exteriores, muchas de ellas aún se conservan en buen estado, estucados en catedrales, palacios, monasterios, etc. Se conservan frescos en iglesias románicas con un cromatismo como si se acabara de pintar hace unos días, claro está que después de una buena limpieza.

En España hay muchos ejemplos de buenas aplicaciones de cal, un ejemplo claro son los esgrafiados segovianos, que tiene en  buena parte del casco histórico de Segovia y sus pueblos, decorados al estilo de la antigua usanza, con gran variedad de dibujos y colores.

Muchos pueblos  aun conservan o restauran fachadas con arquitectura fingida al fresco de muy diverso colorido y formas.

Fue la llegada del cemento portland el que dejo en desuso  la cal, hidráulico que es, fraguaba rápidamente, más facilidad de trabajo, versátil y más rápida resistencia. Cualidades que se venden muy bien, haciendo olvidar la calidad y otras cualidades más sanas para el edificio y las personas.

Se puede decir con garantías que es el conglomerante que mejor ha funcionado durante siglos. El tiempo dirá si los morteros  modernos al que se le añaden aditivos según el clima o en función del trabajo a realizar.

En estos tiempos resurgen  las ventajas de la cal respecto al cemento,  al menos en decoración de fachadas e interiores, reconociéndose las cualidades que aporta a la calidad de los edificios.

02 – Tipos de Cal

La cal es un producto que se obtiene a partir de piedras calizas margosas, cuyo componente principal es el carbonato cálcico (Ca CO3) con diferentes proporciones de arcillas.

La piedra caliza por calcinación se convierte en oxido de calcio (Ca O) que es como conocemos la cal viva. Esta cal viva al entrar en contacto con el agua se convierte en hidróxido de calcio (Ca (OH)2) cal muerta que de ahora en adelante llamaremos cal apagada o  hidratada.

En el pasado para realizar este proceso de calcinación se han empleado hornos tradicionales alimentados por leña de la comarca, hasta llegados al siglo XIX que se utilizaran hornos industriales con combustibles fósiles.

Calera tradicional

Los tipos de cal que más interesan al “arte de los estucos” son la denominada cal hidráulica y cal grasa.

La cal hidráulica es una cal que contiene impurezas de arcilla de mas del 15%, endurece incluso dentro del agua. Es un tipo de cal que se empleaba antes de la aparición del cemento para encofrados, cimentaciones y obras hidráulicas. En nuestros tiempos en la construcción se utiliza para compactar terrenos, deshidratar terrenos o con hormigones de cemento. En lo referente a los estucos solo la podremos utilizar, si acaso, para las primeras capas de enfoscado, gruesos de mochetas o para hacer un mortero mixto con cemento, siendo descartada para hacer estucos.

La cal aérea es la idónea para el fin de estas páginas, que tratan del Estuco a la Cal. La cal aérea hidratada y ninguna otra sirven para hacer un buen acabado de estuco.

    Cal en Terron

La cal ideal es la que tiene mayor pureza de carbonato de calcio, cuanto mayor porcentaje tenga mejor. La cal cuando sale del horno de cocción tiene un porcentaje de piedra sin cocer que no se diluirá al hidratar, por tanto será fácil de separar al tamizar, esto tiene el inconveniente de que compramos piedras a precio de cal, por este motivo elegiremos la calera que menos restos de piedra quede en el tamiz. Siempre es preferible la presentación en cantos pequeños antes que grandes o triturada en polvo ya que la piedra grande tiene más partes sin calcinar y la   triturada por llevar incluida estas partes. Esto no quiere decir que la triturada en polvo no sirva, a falta de pan buenas son tortas, también sirve, es la presentación que más se comercializa y fácil de encontrar en cualquier almacén de construcción.

La cal aérea es de fraguado lento por carbonatación en contacto con el Oxido de Carbono (CO2) por lo cual es ideal para evitar retracciones. Retracciones que todos hemos visto en algunas fachadas, cuarteadas como si fuera una tela de araña debido a que el secado fue demasiado rápido, bien porque el paramento estaba poco húmedo o por trabajar  a pleno sol. Es curiosa la observación de como endurece más deprisa en lugares donde hay plantas, es de lógica al tener más contacto más próximo con el  anhídrido carbónico (CO2) que desprenden las plantas de noche.

La cal aérea puede llegar a endurecer de tal forma en cualquiera de sus acabados, que los maestros albañiles más entendidos confunden con mortero de cemento común, mas en estos tiempos que ni cemento tienen. La cal hidratada, con el proceso de carbonatación y tiempo vuelve a su estado inicial de piedra caliza.

Las ventajas de este tipo de cal pueden ser muchas, como por ejemplo y según decíamos antes la retracción, la gran regulación higroscópica de los paramentos tratados, es poco conductora de temperatura comparada con el cemento por lo tanto más aislante, fungicida (no se forman hongos), el sonido reverbera de forma más tenue  haciendo menor el efecto campana de las estancias, no caduca nunca incluso mejora con los años,  se puede pigmentar de una gran gama de colores, el blanco es blanco puro, gana pureza con los años y sobre todo acabados de muy diferentes texturas, incluso brillante como mármol pulido.

Villa de los Misterios, Pompeya

Hay veces que a los arquitectos se les relata las ventajas anteriores suelen poner objeciones por el  costes. El coste comparado con las ventajas es barato, (en función de la terminación deseada) comparado con un acabado de mortero de cemento se podría decir que relativamente barato y fácil de ejecutar, siempre que el oficial albañil pusiera un poco de interés por hacer algo distinto, normalmente esto no sucede por falta de humildad, “a mí me vas a decir”.

En una obra se tiran toneladas de mortero de cemento porque se endurece o deja de ser apto, se paga dos veces, una por traer a obra y otro por llevárselo a la escombrera. Esto no sucede con el mortero de cal, mientras tenga humedad puede durar siglos en condiciones de uso. El rendimiento de mano de obra por metro cuadrado es similar a cualquier enfoscado fratasado con mortero de cemento. Los albañiles han olvidado esta técnica, muy de ellos en el pasado pero ahora se desconoce su práctica y como suele suceder se desprecia lo que se desconoce.

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies